Liderazgo transformacional y Liderazgo Transaccional

Los distintos gerentes ejecutan estilos de administración muy diferentes, los cuales pueden ser estilos directos y fáciles, hasta estilos que son autocráticos y de microgestión. Los gerentes en ocasiones pueden emplear distintas estrategias o técnicas para poder generar motivación en los empleados, y de esa forma aumentar el desempeño de cada uno de ellos. La comprensión de las diferencias existentes entre el liderazgo transformacional y el transaccional, puede ser de gran ayuda a la hora de buscar una carrera en administración.

Se debe tener en claro, que el liderazgo transformacional y transaccional son cosas muy diferentes, a la hora de hablar sobre gestion y motivacion. Los líderes transaccionales se enfocan más en la organización, la supervisión y en el rendimiento del grupo, mientras que los líderes transformacionales se enfocan más en el cambio dentro de la organización.

¿Qué es el liderazgo transaccional

Los estilos de liderazgo transaccional se encuentran más enfocados por mantener el flujo normal de las operaciones, en simples palabras, se enfoca en mantener el barco a flote. Los líderes transaccionales hacen uso del poder disciplinario y diferentes incentivos para poder mantener motivados a sus empleados, para que rindan el máximo. La definición transaccional hace referencia a que este tipo de líder, motiva principalmente a los subordinados al brindarles recompensas por desempeño.

Por lo general, un líder transaccional no mira al futuro, al guiar de forma estratégica a una empresa hacia el liderazgo del mercado. A ellos les preocupa más que todo fluya de forma correcta en el presente.

¿Qué es el liderazgo transformacional?

Un líder transformacional no solo se enfoca en la administración de las operaciones diarias y de las estrategias. Los estilos de liderazgo transformacionales se enfocan en la formación de equipos, en la motivación y en la colaboración con los empleados en diferentes niveles de una empresa para poder lograr un cambio a mejor.

Estos tipos de líderes proyectan metas e incentivos para poder impulsar a todos sus subordinados, a niveles más altos de desempeño, al mismo tiempo generan oportunidades de crecimiento personal y profesional para cada uno de los empleados.

Las fortalezas de cada enfoque

Los líderes transaccionales pueden atender diferentes detalles operativos de forma rápida. Manejan todos los detalles que se van juntando, para poder construir una reputación dentro del mercado y al mismo tiempo mantener a los empleados productivos en la línea del frente.

Los estilos de liderazgo transformacional pueden ser de gran ayuda para desarrollar de forma estratégica una empresa. Las empresas con líderes transformacionales pueden aspirar a objetivos más ambiciosos, pudiendo lograr el éxito de forma rápida mediante la visión y las habilidades de formación de equipos del líder.

¿Qué estilo de liderazgo es mejor?

Los diferentes estilos de gestión se adaptan a todo tipo de situaciones. Cuando se trata de supervisores de primera linea de empleados con salario mínimo, por ejemplo, un estilo de liderazgo transaccional puede ser mucho más afectivo. Los supervisores de turno en un restaurante serán más efectivos si se enfocan por garantizar que todos los sectores funcionen sin problemas, en vez de perder el tiempo pensando en mejores formas para servir las comidas.

En cambio, los gerentes de ventas pueden ser más efectivos si son líderes transformacionales. Los gerentes ejecutivos requieren de habilidades para poder diseñar y comunicar misiones estratégicas, pasando las misiones a los líderes transaccionales para la implementación de los detalles.

Articulos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *