La estructura financiera es cómo una empresa financia sus activos y operaciones. O podemos decir que es la combinación de deuda y acciones que una empresa utiliza para financiar sus activos y administrar sus operaciones diarias. La deuda y el patrimonio que componen la estructura financiera son la deuda a corto plazo, la deuda a largo plazo, los pasivos a corto plazo y el patrimonio de los propietarios.

Si tiene la sensación de que la estructura financiera es la misma que la estructura de capital, entonces está equivocado. Ambos no son lo mismo porque la estructura de capital incluye solo deuda a largo plazo y capital.

Importancia de la estructura financiera

Cada empresa, ya sea pública o privada, es libre de elegir la estructura. Tanto las empresas públicas como las privadas tienen acceso a más o menos el mismo tipo de fuentes de fondos a excepción de las acciones. Sin embargo, una empresa no debe vivir con cualquier combinación aleatoria de deuda y capital.

El tipo de composición financiera que uno implementa afecta el WACC (costo promedio ponderado de capital) de esa empresa. A su vez, tiene una relación directa con la valoración de esa empresa. Podemos decir que una empresa debe luchar por una estructura óptima si quiere maximizar su valor.

Una empresa que dependa más de la deuda podría tener un mayor retorno de la inversión. Sin embargo, tener una estructura financiera con más deuda podría resultar riesgoso si una empresa no puede cumplir con su obligación. Una empresa que es un oligopolio o un monopolio puede respaldar fácilmente una estructura financiera con más deuda porque se pueden pronosticar fácilmente sus ventas y flujos de efectivo.

Por otro lado, una empresa que opera en una industria altamente competitiva no podrá soportar tal combinación financiera. Es porque la competencia podría resultar en ganancias y flujos de efectivo volátiles. Y esto, a su vez, podría resultar en que la empresa no cumpla con sus obligaciones de deuda. La salida para una empresa de este tipo es avanzar hacia una estructura con más capital y menos deuda.

El papel del CFO (Chief Financial Officer) es vital para una empresa de este tipo, ya que debe decidir sobre la estructura financiera óptima para la empresa. Un CFO generalmente utiliza el análisis de tendencias y proporciones para evaluar y analizar la estructura financiera de una empresa.

¿Cómo optimizar?

Un gerente o CFO debe considerar los siguientes factores al desarrollar una composición financiera:

Aprovechar

Una empresa puede tener una deuda positiva o negativa. La deuda puede ayudar a una empresa a aumentar los rendimientos y otorgar una ventaja fiscal. Pero demasiada deuda puede crear problemas de flujo de efectivo para la empresa.

Costo de capital

El objetivo del gerente de finanzas debe ser reducir el costo de capital (CoC). En comparación con las acciones, la deuda y las acciones preferentes son fuentes de financiación más baratas.

Control

El gerente de finanzas debe asegurarse de que la estructura financiera no resulte en una dilución excesiva del control.

Flexibilidad

Es posible que una empresa con una composición financiera rígida no pueda sobrevivir en condiciones adversas. Por lo tanto, la estructura financiera sería tal que una empresa podría modificarla fácilmente cuando surja la necesidad.

Solvencia

Al diseñar o rediseñar una composición financiera, el administrador debe asegurarse de que no exista riesgo de solvencia.

Credibilidad

Una empresa que no tiene una buena reputación en el mercado puede no tener muchas vías para endeudarse. Incluso los canales disponibles cobrarían una tasa de interés más alta. Por lo tanto, la empresa puede recurrir al capital social para recaudar fondos.

Leer más sobre Consejos para tomar decisiones correctas sobre la estructura de capital

Estructura Financiera vs Estructura de Capital

Tanto la estructura financiera como la de capital comparten un concepto similar, pero son diferentes entre sí. Ya hemos discutido la única diferencia significativa entre los dos anteriores. Y, es que la estructura de capital se ocupa únicamente de deudas a largo plazo y acciones. Por otro lado, una composición financiera incluye deuda y pasivos tanto a corto como a largo plazo.

Sobre esta base, podemos decir que la composición financiera tiene un alcance más significativo que la estructura de capital. O también podemos decir que la estructura de capital es parte de la estructura financiera.

Aparte de estos, hay algunas diferencias menores más entre los dos. En primer lugar, la estructura de capital incluye todos los elementos del fondo principal de accionistas y del Pasivo no corriente, mientras que la otra estructura comprende casi la totalidad del lado de las acciones y los pasivos.

Otra diferencia es que la estructura de capital incluye principalmente los siguientes elementos: préstamos a largo plazo, utilidades retenidas, capital, capital preferencial y obligaciones. Por otro lado, la composición financiera incluye estructura de capital más cuentas por pagar y préstamos a corto plazo.

Ultimas palabras

La estructura financiera de la empresa da una idea sobre el apalancamiento y el costo de capital. Para una startup, una composición financiera puede no importar tanto como para una empresa madura. Una nueva empresa se centra más en los fondos que en los fondos fuente. Sin embargo, la supervivencia a largo plazo de una empresa depende en gran medida de que tenga una composición financiera óptima.

Rate this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.